sábado, 4 de mayo de 2013

Vigilancia ciudadana,armas "inteligentes" y super soldados

Se presume hasta 10.000 drones podrían rondar los cielos de Norte América en 2020, según la Administración de Aviación de los EE.UU.. Y a medida que Washington sigue impulsando vigilancia doméstica, en nombre de la seguridad pública.

La Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas publicó un informe que pide la suspensión en el "ensayo, la producción, el montaje, la transferencia, la acusación, el despliegue y la utilización" de los robots asesinos. Algunas naciones de todo el mundo han estado utilizando las máquinas para llevar a cabo misiones militares, y en los últimos años, el gobierno de los EE.UU. ha aumentado su uso de aviones no tripulados a los combatientes enemigos de destino en el extranjero. Muchos críticos de la utilización de robots creen que el aumento de las máquinas podría ser una amenaza global para la seguridad de las personas en todas partes.

La Armada estadounidense ha presentado el escuadrón 'Magicians' o HSL-35, compuesto de aeronaves tripuladas y no tripuladas que acompañarán a los buques de guerra de Estados Unidos en todo el mundo.

El escuadrón está integrado por 10 drones militares MQ-8B Fire Scout, que son capaces de volar durante ocho horas, y ocho helicópteros MH-60 Seahawk.

El jefe de la unidad, Christopher Hewlett, aseguró que los drones estarán armados. No especificó, pero se sabe que esta primavera la empresa fabricante del MQ-8B, Northrop Grumman, está dispuesta a entregar a la Marina de Guerra de EE.UU. misiles de 70 mm, guiados por láser de alta precisión.

“El HSL-35 es el futuro de la aviación naval'', dijo el vicealmirante, comandante de las fuerzas aeronavales de EE.UU., David Buss, durante la ceremonia de presentación en la Estación Aérea Naval en Coronado, cerca de San Diego. 

El escuadrón operará, dentro de un año, desde los nuevos buques de combate litoral en el Pacífico. Se estima que uno de esos buques sea el USS Freedom, que ahora se encuentra en Singapur

Según Buss, los buques que integran el HSL-35 pueden entrar en aguas poco profundas y trabajar en zonas no disponibles para otros barcos. El comandante de las fuerzas aeronavales llamó a los helicópteros tripulados y no tripulados del escuadrón “el matrimonio perfecto”. 



Los drones MQ-8B Fire Scout serán operados desde los buques y pueden sobrevolar zonas peligrosas. Cada unidad cuesta 10 millones de dólares, mientras que un Seahawk cuesta 33 millones de dólares. 

El HSL-35 'Magicians' fue creado en 1974, con base en California, y proporcionaba helicópteros a los buques de la Flota del Pacífico de la Armada de EE.UU. El escuadrón fue desmantelado en 1992. 

La Marina ha sido la última en obtener drones para sus operaciones, luego de que el Ejército y la Fuerza Aérea, ya contaran desde hace años con escuadrones de vehículos aéreos no tripulados




Telepatía y una fuerza sobrehumana, superpoder

es de soldados del futuro

El Ministerio de Defensa del Reino Unido anunció su intención de entrenar en un futuro relativamente próximo a los ‘soldados universales’ con superpoderes y capacidades mentales avanzadas, incluida la telepatía, según publicó el diario ‘Daily Mail’.
Centrándose en la investigación del cuerpo humano y las características del cerebro, los militares británicos concluyeron que dentro de unos 30 años el Ejército podría entrenar a los ‘soldados del futuro’ para que fueran capaces de levantar grandes pesos, correr grandes distancias a alta velocidad, tener visión nocturna a base de infrarrojos gracias a un chip integrado en su cerebro e incluso transmitir pensamientos mediante la telepatía electrónicamente generada.
Aunque todas esas capacidades se asemejan más a las de una película fantástica, la ciencia actual, según los recientes datos del Ministerio británico de Defensa, ya tiene lo suficiente para convertir estas ficciones en realidad.
De acuerdo con los resultados de la reunión, a la que asistieron representantes del Ejército y de la comunidad científica, ya en el año 2045, los avances en la tecnología médica permitirán crear una clase de seres humanos genéticamente avanzados.
Actualmente, la compañía de EE.UU. America’s Lockheed Martin está desarrollando un exoesqueleto robótico conocido como el portador de carga humano universal (Human Universal Load Carrier), que permitirá a soldados llevar cargas de gran tonelaje con el mínimo esfuerzo.
Dicho esqueleto es ultraligero, altamente móvil y se ajusta a la parte exterior del cuerpo con sus propias patas de titanio, que transfieren el peso de cualquier carga al suelo. Los prototipos del aparato ya se están probando en condiciones de combate en Afganistán.
Por otra parte, la concepción de la supersangre también interesa a los militares. Los médicos llevan mucho tiempo trabajando en la elaboración de sangre artificial que se pueda almacenar durante meses o años y donar a cualquier paciente.
Ahora esa posibilidad está cerca de hacerse realidad, gracias a los equipos de científicos británicos, como los de la Universidad de Sheffield, donde los químicos crearon una ‘sangre plástica’ que imita a las células rojas de la sangre y puede transfundirse con éxito a más del 98% de pacientes.
Los militares, por su parte, opinan que versiones futuras de la sangre artificial aumentarán su capacidad de transportar oxígeno y nutrientes por el cuerpo, reforzando así los músculos y las actividades cerebrales, y también permitirán que las heridas se curen más rápidamente.